Visita al hospital 2 de junio

amor_Francisco Pimiango

Autor: Francisco Pimiagno

Locos. Con narices rojas. Y mucha voluntad. Voluntad para hacer reír a otros locos, aunque estos últimos no lo sepan. Esta podría ser una aproximación a lo que hacemos cada vez que visitamos el hospital. Todos locos, porque siempre he creído que en la locura se encuentra la genialidad. Sin excepciones. Si no nos atrevemos a enloquecer, no aprenderemos a crear.

Pero a veces esa locura choca con escenarios duros. Cotidianos, por desgracia, para algunos, pero para mí un mundo frío, el de las máquinas alrededor de las camas, el del olor a limpieza obligatoria y necesaria porque estás en un lugar frágil. Y nuestra tarea se vuelve cada vez más difícil, hay biombos que te dicen que alguien está aislado, caras largas… Y escondes tu locura, te vuelves racional, y sólo cuando te das cuenta de que lo único que puedes hacer es algo precioso, es cuando recuerdas que puedes ser elefante, pasarte una luz supersónica  o dormirte al son de una flauta mágica mientras “Escamitas” te ve desde el gotero. La UCI es uno de los escenarios más difíciles, pero, si nos rendimos, renunciamos a nuestra locura. Y esa no es una opción válida.

La siguiente parada fue preescolares de nuevo, donde las edades les permiten seguir creyendo que podemos ser magos muy patosos, o donde de un miedo inicial a los payasos se acaban riendo. Como dijo Pachucho, estamos para que todos lo pasemos genial, asustándonos de pulpos bajo la cama o encontrando doctores que hemos estado buscando durante muchas, muchas horas.

Y vosotr@s, pequeñines con apenas unos meses de vida, que nos miráis con unos ojos enormes, os comprendemos. Cuando tú dices “ta ta ta” quieres que suene de nuevo la flauta y respondamos “ta ta ta”. O que suene la cajita de música. Con muy poco nos dais muy mucho.

Queda mucho por hacer. Seguimos creciendo.

Fonendín

Anuncios

One Response to Visita al hospital 2 de junio

  1. Carmen Vidal dice:

    Mi querido Pachucho, decirte una vez más cuánto disfruto estos posts, con estos mensajes tan geniales, que me hacen ver el hospital, los niños, los payasos, las sonrisas, las caras de sorpresa, la alegría, la esperanza, la incredulidad de algunos…. Mil gracias por compartirlos.
    Un abrazo fuerte a Ismael y a ti, con todo afecto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: